Descubre #ElPuerto por su

Naturaleza

Español English Francés Alemán

Ruta Enoturística de la Comarca en El Puerto de Santa María

Bienvenida

Presentación

Aquí comienza la Ruta Enoturística de la Comarca en El Puerto de Santa María. Recorriendo el entorno rural de sus viñedos, pretende recuperar, poner en valor y dar a conocer el patrimonio que, a lo largo de los siglos, ha ido acumulando esta ciudad en torno al mundo del vino, atendiendo a su valor histórico, patrimonial, mediaombiental y humano

El Puerto de Santa María ha sido, desde su origen, una ciudad unida al vino. Así se atestigua desde su yacimiento arqueológico en la Sierra de San Cristóbal. Ahí, probablemente el primer asentamiento que dio origen a la ciudad de hoy, ha sido descubierta y documentada la que ahora es la bodega completa más antigua de occidente y en la que se elaboraba vino ya en el siglo III antes de nuestra era.

Las características del suelo, la climatología y la situación geográfica privilegiada, la convierten en una zona especialmente propicia para el cultivo de la vid, la producción del vino y para expandirse por el mundo desde entonces.

Esa cualidad es común a prácticamente todo el territorio limítrofe. El Puerto de Santa María, está rodeado de ciudades que, con mayor o menor intensidad, (Chiclana, Chipiona, Jerez de la Frontera, Puerto Real, Rota, Sanlúcar de Barrameda, Trebujena…) se dedican al a producción de diversas clases de vinos entre las que ahora destacan la denominación de origen (DO) del Jerez-Xérès-Sherry y la identificación geográfica protegida (IGP) Vinos de la Tierra de Cádiz.

A lo largo de esos 2.300 años, sus vinos han ido evolucionando en la forma de cultivo, en las variedades de uva y en las fórmulas de crianza y elaboración. En muchos momentos, como ahora, han coexistido cediéndose unos a otros el protagonismo según cambiaban los gustos o circunstancias, pero siempre manteniendo una identidad propia y distintiva por la cual han sido reconocidos a lo largo de la historia en todo el mundo.

Por todo eso, la presencia del vino y su cultura en la ciudad han dejado un legado material e inmaterial que es apreciable de forma muy notoria en el entorno urbano. Pero es en el campo donde la conjunción de la tierra, el agua, el aire, el sol y la dedicación y el esfuerzo de un pueblo, dan como fruto la uva con la que se da comienzo a la elaboración del vino. Es este legado, el de sus viñedos, el que pretende visibilizarse y compartirse con este recorrido que se inicia a través de esta 

Compartir en

Este sitio web utiliza cookies

Para mejorar su navegación y recopilar información estadística sobre la misma.
Si continúa navegando, se considerará que acepta su uso. Más información